Hoy en día la globalización no es un concepto aislado a nuestra realidad, por tanto el dinamismo con el que transitan las personas de un país a otro ha aumentado considerablemente en los últimos años. De acuerdo con las estadísticas proporcionadas por el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), en 1994 se registró el ingreso de de 985 inmigrantes extranjeros y para el año 2012 este se incrementó a 12 187 extranjeros  a nuestro país. De igual forma se registra que el mayor porcentaje de extranjeros que inmigran al Perú, en relación al promedio de las edades, es una población que oscila entre los 20 y 59 años.

En el período de 1994 a 2012 el 73.6% de personas con calidad migratoria de turista cambiaron dicha calidad por la de trabajador, representando el 36.6% del total de inmigrantes extranjeros traducido en 16,119 personas que forman parte de la PEA, habiéndose incrementado en 5,117 extranjeros en abril de 2015. Los últimos reportes y estadísticas practicados por el INEI y Migraciones, revelan que los colombianos, españoles y argentinos ocuparían los tres primeros lugares respecto de las nacionalidades de los inmigrantes que ingresan a nuestro país.

Es importante conocer esta información pues como se señalaba al inicio de la presente nota, en un mundo globalizado y de gran flujo de trabajadores extranjeros es necesario conocer las particularidades en las que deviene la contratación de personal extranjero, por ello en esta oportunidad IL- ABOGADOS, te informa respecto a las previsiones que debe tomar en cuenta para dicho propósito.

Inicialmente el artículo 2° del Decreto Legislativo N° 689, ha establecido que la contratación de trabajadores extranjeros estará sujeta al régimen laboral de la actividad privada y a los límites que establece la precitada norma, asimismo el contrato de trabajo y sus modificaciones deberán ser autorizados por la Autoridad Administrativa de Trabajo.  Además de ello, otro factor relevante es que sólo se podrá contratar personal extranjero en una proporción de hasta el 20% del número total de sus servidores, empleados y obreros. Sus remuneraciones no podrán exceder del 30% del total de la planilla de sueldos y salarios. El empleador tiene la facultad de ampliar los porcentajes establecidos en la norma bajo determinados supuestos establecidos por ley.

Por ello, IL- ABOGADOS te informa que cuenta con las herramientas y un equipo de abogados especialistas altamente calificados, quienes podrán despejar tus dudas respecto a este tema u otros, para que en un futuro no se vea inmerso en problemas legales y sólo se preocupe de que su empresa se encargue de generar rentabilidad.

Abogada Laboralista Daniel Reyna

Abogado de Empresas Fernando Zegarra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *